From Venice with Algae

From Venice with Algae
postcard

El sello tiene el extraordinario poder de viajar a todas partes. Dentro de los coleccionables, es el objeto con una relación peso / valor más alto del mundo. Desde siempre han transmitido información histórica y representado los momentos cruciales, pero también hay que destacar el alto nivel de tecnología que se necesita conocer para imprimir las marcas de agua y saber trabajar el papel.

El proyecto From Venice with Algae trata de desafiar al cambio climático, pretende revertirlo mejorando la comunicación entre la comunidad científica y las personas, transmitiendo una historia de forma capilar para generar mayor conciencia colectiva.

Los códigos están reemplazando a las costosas técnicas de filigranas que en el pasado dificultaban la falsificación. Por eso en esta nueva generación de sellos hechos con algas contaminantes de Venice Lagon, se ha reconsiderado el diseño de los códigos para hacerlos gráficamente atractivos, pero aún legibles por sensores ópticos.

En el pasado, la República de Venecia, gracias a los puentes con oriente, dominó el vidrio, los tintes, las telas y por supuesto, el papel, por lo que desde entonces se la llamó “valle de las fábricas de papel”. Los venecianos fueron los pioneros de la edición y la tipografía modernas y de los grabados más refinados.

Pablo Dorigo Sampere quería combinar esta historia y belleza en el Algae Paper®. Basándose en los hallazgos de sus experimentos y en diálogo con la empresa líder de papel Favini, ha creado una colección de sellos para la ciudad que cuenta la historia de este documento y revela la naturaleza de sus ingredientes.

From Venice with Algae
prospettiva buona stamp

La idea de Alga Paper® nació en 1992, cuando el gobierno italiano pidió a Favini que lograse encontrar un uso para la acumulación de algas que estaba dañando el ecosistema en la laguna. Patentaron entonces el proceso y producto de la fabricación de papel, utilizando marihuana contaminante para secar las algas, que luego son molidas en un molino especial. A día de hoy, el concepto se ha extendido a otras áreas marinas frágiles.

From Venice with Algae
campioni

 

¿Cuál fue el punto exacto de partida?

Basándome en los resultados de mis experimentos y en la cooperación con Favini, utilicé las algas que contaminan la laguna de Venecia para hacer sellos postales de la ciudad y así mostrar las cualidades e ingredientes de las algas.

 

¿Ofrece alguna ventaja esta clase de material?

Hoy en día, uno de los mayores problemas de los materiales sostenibles es que luchan por competir con los tradicionales, tanto en términos de rendimiento como de costos. Para el papel no es así, puede ser sostenible manteniendo el mismo rendimiento y cualidades.

Además, el mensaje puede resultar más útil y educativo que otro producto de material reciclado, si se implementan en los paquetes y cartas de Amazon posiblemente podrían tener un impacto.

¿Cómo se trabaja con las algas?

En un intento por comprender mejor la materialidad del papel de algas, aprendí a hacer el papel desde cero con los ingredientes crudos, incluidas las algas en polvo fino, las algas en polvo grueso y las fibras de celulosa.

La producción del papel tiene lugar en tres fases: preparación de la pulpa en fibras, formación del papel en un molde de malla de alambre y finalmente secado y acabado de la superficie del papel.

Entiendo que el nombre es un tributo a la ciudad veneciana

Sí, contiene algo sobre el lugar, el material e implícitamente el “amor”, en el sentido de cuidar el medio ambiente.

¿Cuál fue tu primer contacto con los materiales sostenibles?

Durante el máster en ECAL en Lausana, tuve la suerte de formar parte del proyecto Estética de la Sostenibilidad, llamado así porque la sostenibilidad no funciona si no se tiene en cuenta la estética), en el que básicamente se nos pidió que experimentásemos con un material sostenible y luego le encontrásemos un trabajo nuevo e inédito.

From Venice with Algae
pigeons on the stairs covered with algae along a canal in Venice

¿Por qué en Venecia y por qué una empresa veneciana?

Hay varias razones. Crecí en el noreste de Italia y soy mitad italiano. Conozco bastante bien Venecia y estudié allí durante tres años en la IUAV. Creo que es la ciudad más bonita del mundo, ciertamente única e irrepetible. Venecia en el imaginario común es la ciudad turística, y hablando con mucha gente de todos los países, la primera frase al respecto es siempre “hay muchos turistas”. Está claro que Venecia es mucho más que eso, y el turismo, que la pone en graves riesgos, es consecuencia de su belleza y riqueza.

En la actualidad, no es de extrañar que dos empresas de papel líderes como Favini y Fedrigoni tengan sus raíces y su sede en Véneto.

DSC4284 copia

 

¿Cuál es tu consejo para mejorar la situación medioambiental?

Las empresas de todo el mundo tienen que cambiar su forma de pensar sobre su forma de producir; El cambio climático es el mayor desafío de nuestro tiempo y debe abordarse con prontitud. Algae Paper, patente italiana, es más que un papel de altísima calidad o con filigrana: está elaborado con algas contaminantes de la laguna y es la prueba de que existen materiales sostenibles, eficientes, atractivos y generadores de economía. A mi manera, el proyecto From Venice with Algae quiere ser testigo de esta historia.

Con la pandemia, las aguas de la laguna veneciana se han aclarado ¿qué opinas de esta conquista de la naturaleza?

Estamos presenciando escenarios prácticamente poshumanos. Seguramente la reconquista de la naturaleza, incluso en Venecia, despierte cierta belleza. La naturaleza recupera sus espacios, pero espero que esto nos recuerde cómo darle espacio una vez que volvamos a la normalidad. Mirando las tasas de contaminación, es bueno ver lo rápido que una acción colectiva puede lograr resultados tangibles, lo simple que es la relación causa-efecto en el tema ambiental, y que el cambio no es algo distante de nosotros, sino que depende directamente de nosotros, tanto en la dimensión colectiva y en la privada.