“El imperio del dolor” o la epidemia de opiáceos que provocó una familia con poder

RK52491 FRONTAL El imperio del dolor
Portada del nuevo libro

Radden Keefe vuelve con un nuevo libro en el que investiga los turbios secretos de la dinastía Sackler y su todopoderosa farmacéutica

El 16 de septiembre se publicará “El imperio del dolor” , que como lo ha catalogado el New York Times es un “lúcido retrato condenatorio de la familia Sackler”. El periodista Radden Keefe nos adentra, gracias a sus años de investigación, en el auge y la caída del imperio Sackler: la familia estadounidense que nadie sabía de dónde sacaba el dinero.

El autor descubrió que esta era una familia adinerada que se sentía particularmente orgullosa de su apellido, y lo pondrían en todo aquello que les perteneciera o inauguraran, ya fuera un museo,  

un hospital o incluso en los ascensores que ellos financiaron para alguna universidad. Sin embargo, en la industria farmacéutica nunca quisieron que su apellido apareciera por ninguna parte.

Y es que en esta industria poseían una importante compañía llamada Purdue Pharma, cuyo producto estrella que les había hecho multiplicar los beneficios era el “OxyContin”, que era básicamente oxicodona (un analgésico).

Y fue este medicamento, que lanzaron al mercado en 1996, el que provocó una grave crisis de opioides en los Estados Unidos.

¿Y cómo se provocó esta crisis de opioides?

El método de actuación de la familia Sackler no era muy complejo pero era muy sucio: el chantaje, la influencia, la manipulación. Se gastaban 9 millones de euros al año en comidas lujosas para médicos que querían influenciar.  Los Sackler tenían claro que al consumidor, al paciente, no tenía sentido influenciarles; a quien había que influenciar era a los doctores que eran quienes finalmente recetarían el OxyContin.

Básicamente los Sackler envolvieron con una apariencia sosa y aburrida que suelen tener los trámites y entramados institucionales, un plan que realmente era malvado, egoísta y dañino para la sociedad. Como comenta el autor en una entrevista para el Late night de Seth Meyers: «escribiendo este libro aprendí que si no quieres que nadie sospeche o se meta en tus asuntos debes hacer de tu negocio algo aburrido»

Cómo se escribió este libro

Entre los obstáculos que se encontró Radden Keefe el primero fue el golpe y cambio de vida que supuso el confinamiento en marzo de 2020, aunque esto le acabaría beneficiando. Como contó también en el Late night de Seth Meyers escribió el libro desde la cama, ya que su mujer había tomado el salón de la casa para teletrabajar como profesora desde allí y no tenía más habitaciones donde trabajar. Otro gran obstáculo, como no, fue la familia Sackler, que le han escrito muchísimas veces como confiesa el autor diciendo que van a demandarle si escribe ese libro.

"Me encontraba recabando información, y acudiendo a archivos para escribir mi libro y de repente veo que estoy encerrado. Pero irónicamente eso me ayudó a conseguir información más fácilmente. La gente me cogía el teléfono más fácilmente. Por el hecho de estar en casa y yo creo que porque en cierto modo echaban de menos el contacto humano."

Radden Keefe en el Late night de Seth Meyers
Patrick Radden Keefe © Phil Montgomery
El autor Radden Keefe