Eau Dynamisante de Clarins se vuelve sostenible

Clarins lleva 25 años fusionando los beneficios de la aromaterapia con el uso que hace la fitoterapia de plantas medicinales y derivados para dar lugar a un producto estrella de la firma: Eau Dynamisante. Pero esta vez han optado por reinventar el producto convirtiéndolo en un spray y loción recargable.

Clarins - 1

4 etapas

El compromiso de Clarins se resume en cuatro conceptos que buscan una concepción responsable y, por tanto, fabrican un producto recargable, reciclable, ligero y separable.

Eau Dynamisante cuenta con un vaporizador tipo rosca que permite su recarga siempre que el cliente lo desee. Además, otro de los factores es que es un frasco disgregable, es decir, que los componentes son disociables para, así, facilitar la separación del mismo. De esta manera, el frasco de vidrio entra en la cadena del vidrio, el vaporizador y la tapa se destinan a los residuos domésticos.

Clarins - 2

Para obtener un embalaje más ligero y reciclable, se ha reducido el número total de componentes: la cuña individual, la tarjeta consumidora y el folleto se han suprimido; por tanto, la información del producto se ha impreso en ambas caras de la caja. Además, se ha logrado que el cartón sea reciclable y elaborado con papel obtenido de bosques explotados con criterio sostenible. Aconsejan que una vez que se deje de utilizar, la caja se destine para reciclaje en la cadena del cartón. La comunicación es otro de los factores que no pasa desapercibido, y es que el envase contiene cierta información con el fin de sensibilizar acerca del Desarrollo Sostenible de Clarins.

“El compromiso del Grupo Clarins a favor de la belleza responsable se enmarca dentro de una iniciativa de progreso continuo: una toma de posición voluntaria y concreta que todos los hombres y mujeres del Grupo están orgullosos de poner en práctica cada día”, afirma Christian Courtin-Clarins, Presidente del Consejo de Vigilancia.

Clarins - 3

3 historias de cuidados

Eau Dynamiste se centra en proteger todo tipo de pieles desde 1987; de manera que la combinación entre el perfume y la acción de plantas les devuelve vitalidad, frescor y firmeza.

El cuidado que hace de los niños es otro de los puntos fuertes desde 1997. En este año, el Premio Clarins “La Mujer Dynamisante” comenzó a recompensar y acompañar a las mujeres que ayudasen a niños víctimas de violencia, pobreza o enfermedades.

Por último, la novedad desde 2013 es la preocupación por el medioambiente y, para solventar este problema, Clarins se ha decantado por embalajes eco-concebidos con el fin de reducir el impacto de la actividad humana.